30/8/09

Arrepelu-repela

Ayer se casó mi prima. Es la tercera boda ya de primos, ya hemos terminado las rondas de bautizos y comuniones para empezar la de las bodas y bautizos de los hijos de mis primos. Nos estamos haciendo mayores, nos decian mis tios ayer mientras estabamos todos los primos juntos haciendonos una foto. Toda esta familia por parte de madre, por parte de padre tengo dos tias que viven en el extranjero y un tio que, aunque vive aquí en Sevilla, nos vemos muy poco.

Mi familia por parte de madre es muy peculiar. Son seis hermanas y, no cansado mi abuelo, un varón que vino casi de sorpresa completando la suma a siete hijos. En su casa eran los siete, más mis abuelos, una hermana de mi abuela que se quedó viuda sin haberse casado y se mudó para ayudar a su hermana con tanta prole, los padres de mi abuela y el padre de mi abuelo. Casi nada, trece personas en una casa. Mi abuelo era payo, farmaceutico, regentaba la farmacia de la Puerta Carmona y era bastante conocido por ayudar a los más desfavorecidos. Fabricaba medicinas y otros ungüentos para aquellas personas que no se podían permitir comprar las de los laboratorios. También contaban las féminas de mi familia que era muy guapo y tenia voz de galán. Todo esto le hizo ser bastante famoso en el barrio y muy querido.

Si mi abuelo era payo, podreis adivinar que mi abuela era gitana. Y aqui creo que empezó toda la desdicha de mi familia. Lo tuvieron muy dificil para casarse, ambas familias clamaban al cielo por ver que su hijos se unian con gente de "otra especie". Aquí alguien le tuvo que echar un mal de ojo a mi familia. Se consiguieron casar, primero en secreto y, viendo ya las familias que nada podian hacer, después en público. Vinieron los años felices, los hijos, pero justo en el nacimiento del varón empezó todo. Mi abuela estuvo a punto de morir en el parto porque el anestesista decidió hacer una visita al bar antes de visitar a mi abuela, pero consiguió salir con vida, por los pelos. Cuando mi tio cumplió los once años, mi abuela enviudó con cincuenta por culpa de un ataque al corazón fulminante. Después de eso hemos tenido que salir adelante de muchas cosas: cuatro cánceres, un alzehimer, una leucemia, dos divorcios bastante difíciles, cuatro pérdidas de bebes, maltrato familiar, desahucios...por eso mi familia es especial, por luchar, por salir adelante, por permanecer unida. No sé si el gen gitano tendrá algo que ver.

Ayer en la boda nos dimos todos cuenta de una cosa: la vida tiene que seguir. Lloramos, todos, durante un par de amargos minutos. Durante ese tiempo recordamos todo lo que nos ha pasado, recordamos a todos los que ya no están con nosotros, recordamos a los que ni siquiera tuvieron la oportunidad de estar con nosotros. Pero al final de esos minutos nos miramos, es una boda, estamos todos juntos y hay que seguir. La novia levantó una copa, le siguió el novio, los suegros y luego el resto del salón. Nos pusimos todos de pie y la novia dijo con voz temblorosa: Porque estamos todos aquí. Ayer también era el dia en que su madre hubiera cumplido años si hace unos cuantos una leucemia diagnosticada tardiamente no se la hubiera llevado. Brindamos y empezaron los gritos, las risas, los bailes, los pisotones y la alegría. Abundaron las sevillanas y el flamenqueo, evidentemente. Nos tuvieron que echar los del salón porque se querian ir a dormir (pobrecicos...) Y nos despedimos habiendo disfrutado de la, por ahora, mejor boda de la familia. Los novios guapisimos los dos y los primos salimos quedando para una proxima reunión para celebrar la inauguración del piso de uno de nosotros. Disfrutamos y vivimos.

Sé que hay familias y personas que les ha ido mejor que a la nuestra, y sé que hay familias y personas que les ha ido mucho peor que la nuestra, pero creo que de todos se puede sacar una conclusión: hay que luchar y salir adelante. No por ti, ni por tu futuro, si no por tu familia, tus amigos, y por todo los que te quieren. Hay malas rachas y malas épocas, no hay que justificarlas ni reprocharselas a nadie. Quedandote sentado y quejandote no se soluciona nada, hay que levantarse, respirar hondo, mirar alrededor y ver las caras de aquellos a los que se quiere y te quieren y dar un paso adelante. Mientras estás sufriendo llorarás, no se puede negar, incluso puede que venga bien un tiempo, te depuras por dentro, pero despues del llanto te tienes que levantar, hay mucho tiempo por delante y lo que te hace sufrir sólo te ocupará una muy pequeña parte de ese tiempo. No querrás perderte la de cosas que todavía tienes que ver ;)

8 comentarios:

Eli dijo...

¡Ay, cariño! No sabes cómo te entiendo...
Hace una semana que fue el 5º aniversario de la muerte de mi madre, y dentro de 15 días se cumplirán 18 años de la pérdida de mi hermano.
En estos últimos años hemos celebrado bodas agridulces (felices a pesar del dolor por los ausentes), nacimientos deseados y abortos odiosos; enfermedades y cirugías; separaciones conyugales y maltratos domésticos y escolares; paro, desesperanza; logros académicos y personales...
Y todo lo hemos vivido desde la unión de una familia que yo considero especial, sin cuyo apoyo no sé dónde estaríamos.

Te felicito por la tuya. Esa bendición puede más que cualquier mal de ojo.

Jose dijo...

Y, como siempre Eli, luchando, ¿a que si?

También te felicito por la tuya, que sé que los quieres mucho y ellos te quieren a ti.

Un besazo enorme!!!

Lal dijo...

Ese es el espíritu, claro que sí.
Un abrazo grandote y que vivan esos novios!

La mujer de escayola dijo...

En esta vida lo bueno y lo malo siempre acaba terminando, por lo que hay que llenarse del espíritu que tú reflejas: luchar en los tiempos malos y disfrutar en los buenos. Al fin y al cabo tu texto creo que se podría resumir en una palabra: VIVIR

A la vista está que tú lo has hecho, lo haces y, si sigues pensando igual, seguirás haciéndolo.

¡¡Un besote enorme wapetón!!!

Cris dijo...

Eso es, Jose, hay que seguir luchando!!! Ese es el espíritu.
Un abrazo enorme.

Alberich dijo...

joder tio..


un abrazo XXL!!!!!

Jose dijo...

VIVA Lal!! ;)

Besos y abrazos recibidos y, Cris, tu sabes que luchadores somos un rato, eso no nos lo va a quitar nadie!!

oye, pues echo de menos esos abrazos XXL tuyos Albe, a ver si quedamos el tercio sevillano de nuevo!!!

Silvia dijo...

Jolín, la vida... Pero eso es lo que te hace priorizar y ver lo que es realmente importante. ¡Qué difícil es sacar fuerzas, pero cuán necesario!
Te deseo muchas más bodas y más motivos de celebración.
Besote.

Alquimia propia

Mi foto
Dos plumas de angel caido, esquirlas de espada quebrada, cerebro de mago distraido y corazón de estrige encarcelada.
 
Cuaderno en Blanco - Template By Blogger Clicks